[Gobernadores Regionales] Lester Calderón: “La región de Antofagasta retrata de mejor forma la irracionalidad del capitalismo”

0

Proveniente del mundo sindical, el candidato del Partido de Trabajadores Revolucionarios busca dar la sorpresa en las próximas elecciones del 11 de abril y convertirse en el primer Gobernador Regional de la historia de la región de Antofagasta


Poderyliderazgo.cl entrevistó a los diferentes aspirantes a Gobernadores Regionales por Antofagasta, y en esta entrega compartimos lo que fue nuestra conversación con el candidato del Partido de Trabajadores Revolucionarios (P.T.R), Lester Calderón Hernández, donde aborda la realidad de la zona y detalla sus principales propuesta de Gobierno Regional.

Al inicio de nuestro diálogo, Calderón resalta que “soy dirigente sindical en Orica, y desde el 2017 de la Confederación de Trabajadores Metalúrgicos Zonal Norte (CONSTRAMET), creo que los trabajadores no solo podemos quedarnos en la organización sindical. La dictadura creó toda una operación para eliminar la política de los sindicatos, porque los empresarios saben, que somos nosotros los que movemos el mundo”.


¿Y desde ahí nace la motivación para asumir un desafío de estas características?

“Tuve la oportunidad de darme cuenta, siendo muy joven cómo funcionaba el sistema para nosotros. Mientras los trabajadores, somos los que creamos todas las riquezas del país, tan solo un puñado de grandes empresarios se terminan adueñando de las ganancias, dejándonos a nosotros las enfermedades profesionales, el cáncer y la contaminación”.

 

“Desde que fui estudiante me movilicé siempre en defensa de la educación pública y en apoyo a diversas movilizaciones sindicales que se han dado en la región. Ya como trabajador, el año 2016 junto a mis compañeros de la fábrica de explosivos de ORICA Chile recuperamos el sindicato, que antes estaba controlado por dirigentes vendidos a la empresa. Ese mismo año hubo una gran explosión en la fábrica que se cobró la vida de dos compañeros de trabajo que no deberían haber estado allí, haciendo horas extras fuera de norma. La gerencia quiso ponerle unas sábanas blancas y que todo siguiera funcionando, sin interrumpir la producción. Pero nosotros decidimos que esta situación no la íbamos a aguantar. Paralizamos todas las plantas y exigimos que la seguridad no podía seguir en manos de la empresa”.

“Aquella situación, no es un caso aislado que se “vive en el sector privado”, por el contrario es un botón de muestra de una realidad transversal. Mientras se habla de democracia, en los trabajos no somos considerados verdaderos ciudadanos. En muchos lugares ni siquiera hay sindicatos, y es la realidad de cientos de empresas contratistas que abastecen la minería, o de los miles de trabajadores de las aplicaciones viviendo de empleos basura mientras los grandes empresarios se llevan las ganancias de toda la región”.

“Si bien, soy dirigente sindical en Orica, y desde el 2017 de la Confederación de Trabajadores Metalúrgicos Zonal Norte (CONSTRAMET), creo que los trabajadores no solo podemos quedarnos en la organización sindical. La dictadura creó toda una operación para eliminar la política de los sindicatos, porque los empresarios saben, que somos nosotros los que movemos el mundo. Por eso yo también militó en el Partido de Trabajadores Revolucionarios. Chile despertó y Antofagasta también, por eso los trabajadores tenemos que levantar la voz y organizarnos. La principal motivación de presentarme de candidato, es que las y los trabajadores y los sectores populares tengamos nuestra propia herramienta política y nuestra propia voz en este proceso”.


Además del apoyo del P.T.R. ¿Con qué apoyos (políticos, sociales, gremiales) cuentas para alcanzar la Gobernación Regional?

“Además de ser dirigente sindical, también fui uno de los organizadores del Comité de Emergencia y Resguardo, una instancia convocada por el Colegio de Profesores de la comuna de Antofagasta, y que coordinó diversas organizaciones sindicales, territoriales, estudiantiles, sociales y de DD.HH. Se trató de una instancia muy importante que surgió en pleno estallido social. Como ya lo han dicho algunos analistas, nosotros encabezamos la única candidatura a gobernador regional que viene del proceso del estallido social.

“Junto con esto y pese a que la campaña está recién empezando, me ha sorprendido el apoyo que he recibido de personas que nunca pensé que lo harían. Muchos trabajadores que históricamente votaban por la ex Concertación, hoy miran con mucha decepción y enojo los partidos tradicionales y han decidido votar por mí y hacerme campaña. También me ha pasado con votantes del Frente Amplio y del Partido Comunista. El hecho de ser el único candidato que es dirigente sindical y trabajador y que conoce de primera mano la realidad que vive la aplastante mayoría, es algo que marca una diferencia con el resto de los candidatos”.


¿Cuál es el diagnóstico que haces de la realidad de la región de Antofagasta?

“La realidad de la región de Antofagasta, es la realidad del saqueo del país, de las zonas de sacrificio, de la dependencia nacional y la degradación del territorio. Y es que, si bien Antofagasta es la capital minera del país, llegando a concentrar el 52% de la producción de cobre de todo Chile, el 70% de este total está en manos de las trasnacionales y grandes grupos económicos como los Luksic. En este punto, solamente Minera Escondida produce el 6% del cobre mundial y más del 20% del cobre en todo el país”.

“Fue con la dictadura que se estableció un nexo privatizador entre el Decreto de Ley 600 para dar carta abierta a la inversión extranjera, el Código de Aguas, la Ley de Transmisión Eléctrica y el Código de Minería, que junto al Plan Laboral de José Piñera crearon un paraíso para los empresarios, asegurando enormes ganancias a partir del saqueo, el robo de los recursos naturales y la súper explotación de la clase trabajadora”.

“Esta arquitectura económica, basada en un modelo extractivista y mono exportador es lo que ha sido defendido durante 30 años por los gobiernos de la Concertación, consagrando leyes como el subcontrato, el estatus de comunas de sacrificio y profundizando la privatización de las empresas estratégicas y derechos sociales”.

“Es por esto, que la región de Antofagasta retrata de mejor forma la irracionalidad del capitalismo, mientras por un lado se inyecta tecnología de punta en la industria minera, se decide arrojar a comunas y territorios completos a la contaminación y el cáncer. Solo por nombrar los casos más emblemáticos, es que terminan siendo ciudades como Tocopilla y Mejillones las que deciden ser sacrificadas por el supuesto progreso del país. El caso es que de las 27 termoeléctricas que existen en el Chile, 15 están ubicadas entre ambas ciudades  9 corresponden a la Francesa ENGIE y 6 a la norteamericana AES GENER”.


Contaminación

Lester Calderón profundiza su análisis, resaltando la contaminación que afecta a los habitantes de la región de Antofagasta, explicando que “El resultado es que en ciudades como Tocopilla los riesgos de contraer enfermedades respiratorias y cáncer son 4 veces más altos que la media nacional, siendo un 172%  de veces más probables contraer tumores malignos de tráquea, bronquio y pulmón”.

“Y es que teniendo los índices de cáncer más altos del país y un nivel de contaminación comparable a las ciudades industriales de China, en Antofagasta a penas se cuenta con 5, de los 35 oncólogos necesarios para cubrir mínimamente la zona”.

“Mientras se les entrega el negocio de la construcción a las grandes inmobiliarias y el ministerio de bienes nacionales les entrega hectáreas completas a las grandes empresas como Komatsu, hay un déficit de más de 25 mil viviendas en la región, con una explosión de los campamentos en Antofagasta, los que han crecido un 586%”.

“Con un desempleo crónico del 10%, crece la desigualdad, crecen los trabajos basura, crece el subcontrato y los trabajos precarios, mientras la minería no para, por que no son solo lo recursos, este es el saqueo de la vida, el gran enclave minero que han construido los capitales imperialistas esconde las tremendas tasas de explotación a la que es sometido el pueblo trabajador”.


¿Cuáles son los principales ejes de trabajo de llegar a ser electo Gobernador Regional?

“Esta candidatura a Gobernador Regional, es parte de la lista de “trabajadoras y trabajadores revolucionarios” y uno de nuestros ejes principales es terminar con el saqueo de la región. Muchos han planteado que las facultades que tiene un gobernador son muy limitadas. Es cierto. Y por lo mismo, no me voy a resignar a hacer una campaña testimonial para un cargo testimonial, sino que vamos a utilizar esta campaña para buscar instalar ideas que promuevan la movilización de las y los trabajadoras de la región. Por experiencia personal, puedo decirles que la única forma de que nos escuchen y podamos conquistar nuestras demandas, es cuando nos movilizamos”.

“Utilizaremos nuestra candidatura como una plataforma para instalar en el debate público la necesidad de renacionalizar los recursos naturales y empresas estratégicas. El cobre como el Litio pueden ser las palancas que permitan resolver todas las demandas urgentes del pueblo trabajador como es la salud, la vivienda, la educación y el trabajo. Por supuesto, una medida profunda y estructural como esta rebasa la propia campaña a gobernador, pero el objetivo es que la región y la clase trabajadora del país la tome en sus manos como una pelea a dar”.

“Es absolutamente factible terminar con la contaminación, y el cáncer, el difícil hospitalario en todos sus niveles, levantar viviendas de calidad para el pueblo, llevar la ciencia y la tecnología a las universidades, y las universidades ponerlas al servicio de la clase trabajadora, invertir todos los recursos que sean necesarios para reconvertir la industria y los procesos productivos para dejar de enfermar y contaminar a nuestra gente, devolver el agua a las comunidades y entregar a la juventud el futuro que les arrebata este sistema”.

“Pero para eso es indispensable que la nacionalización vaya de la mano con el control de los trabajadores y las comunidades de dichos procesos productivos. No queremos simplemente crear empresas estatales para que sean gestionadas a favor de funcionarios y de una casta de políticos o funcionarios”.

“Para esto los trabajadores debemos organizarnos para luchar por nuestros propios intereses. Esta tribuna a Gobernador está en función de fortalecer un movimiento político de trabajadores. Porque ninguno de los candidatos se atreve a ser una voz contra el saqueo y la explotación, a terminar con el subcontrato y el trabajo precario. Los trabajadores tenemos somos los que movemos las palancas de la economía, y tenemos sacar la voz, basta de que sea el Consejo Minero y las grandes firmas trasnacionales, junto a los políticos millonarios  los decidan sobre nuestra vida”.


Y en la misma línea, ¿cuáles son tus propuestas claves para alcanzar el desarrollo de la región y sus habitantes?

“La campaña electoral la utilizaremos para buscar instalar ciertas ideas que estamos convencidos que podemos conseguir si es que las y los trabajadores de la región nos movilizamos”.

– Un impuesto extraordinario para las mineras y las grandes fortunas para un plan de emergencia sanitario. La pandemia puso al descubierto los problemas estructurales de la región. Lo que debemos preguntarnos es por qué la región de Antofagasta es una de las que más ha concentrado los contagios y colapso de los hospitales. Obviamente no es que los antofagastinos seamos más propensos al virus, tiene que ver con cómo funciona el circuito productivo y la precariedad del sistema de salud. Pese al alto precio del cobre, que llega a niveles sólo comparables al 2013, los impuestos que pagaron las grandes mineras privadas disminuyeron en 32%. Mientras que la propia OCDE reveló que solo el 25% de los más ricos pagan impuestos por ganancias. Por esto es que planteamos la urgencia de un impuesto extraordinario a la minería y grandes grupos económicos, que permita financiar un plan de emergencia para la actual crisis sanitaria.

“Un plan de estas características debe contemplar financiamiento para: aumentar la contratación de trabajadores de la salud para acabar con la gran sobrecarga laboral que viven además de dar una solución al problema de la cesantía, destinar recursos para aumentar la capacidad de trazabilidad en los consultorios para así poder controlar los contagios, aumentar la capacidad de exámenes PCR, sueldos de emergencia equivalentes a la canasta básica familiar para todos quienes estén desocupados o suspendidos y paralizar las actividades laborales no esenciales con licencias pagadas a todos sus trabajadores, sin despidos ni rebajas salariales”.

– Acabar con la precarización laboral, promoviendo ideas como la necesidad de un sueldo mínimo de $ 550.000, fin a la subcontratación y el multi RUT que es regla en la región.

– Luchar por la renacionalización de todos los recursos naturales y empresas estratégicas. Tanto el cobre como el Litio pueden ser las palancas que permitan resolver de forma inmediata las demandas urgentes del pueblo trabajador como es la salud, la vivienda, la educación y el trabajo.


¿Cuál es tu visión del concepto de Descentralización?

“El carácter de Estado Unitario, es parte de la herencia de la dictadura. Es una realidad que Chile es uno de los únicos países en tener esta estructura administrativa tan autoritaria donde se concentra el poder político en la capital. Parece increíble que tuvieran que pasar más de 30 años, para que por primera vez se elijan a través del sufragio los gobernadores regionales, que sería la figura que vendría a reemplazar en atribuciones al actual intendente regional, designado a dedo por el presidente. Pero tampoco podemos ser ilusos ¿quién decide realmente sobre los recursos cuando la economía ha sido privatizada y las principales empresas están controladas por los grandes grupos económicos junto a las multinacionales?”

 

“Como se puede hablar descentralización del poder político y de las decisiones fundamentales para la vida de la región, si nuestra realidad es que  el  93% de las aguas subterráneas y el 6,9% de las aguas superficiales están en poder la minería”.

“Los demás candidatos solo pretenden negociar la miseria de lo posible, hablando de una supuesta autonomía para formular un plan de desarrollo regional, o una ley de rentas regionales, y un IPC regional, como es el caso del ex intendente. Un proyecto que pretende ponerle un parche a la realidad, subsidiando con recursos del Estado el costo de la vida por la inflación minera. La realidad es que no pretenden cambiar nada estructural, solo negociar los términos del saqueo buscando que la teoría del “chorreo” como hablaban en los 90´sea más real”.

“Por el contrario, nosotros opinamos que no se trata solo de un problema de elecciones, o plebiscitos vinculantes, se trata de terminar la gobernanza de facto que imponen las grandes empresas. Creemos que para eso es fundamental la estatización de las empresas estratégicas, y gestionarlas bajo control obrero, de profesionales y las comunidades, y volcar los grandes recursos de la región a satisfacer los problemas más urgentes del pueblo. Por qué las decisiones fundamentales se toman todos los días”.


De ser electo, ¿cuál será el sello de tu gobierno regional?

“El sello de nuestra candidatura es que sean las y los trabajadores quienes gobiernen. Como hemos dicho en nuestra campaña, debemos acabar con el saqueo de estos treinta años, porque nuestras vidas valen más que las ganancias de los grandes empresarios. De lo que se trata, es de invertir las prioridades. Hoy la prioridad es garantizar índices de crecimiento que nunca llegan a las grandes mayorías. La prioridad debe ser las condiciones de vida de las y los trabajadores y nuestras familias”.


¿Crees que la ciudadanía en general está consciente de la importancia que tienen estas elecciones y del Gobernador Regional?

“Yo lo que veo es mucha desconfianza y rechazo a los partidos y políticos tradicionales. Porque es muy gráfico cómo esos políticos en realidad son funcionarios a sueldos de las grandes empresas o de los intereses del Estado central. No es por nada que hubo un estallido social. Porque han sido años de falsas promesas”.

“Muchos candidatos y políticos de todas las tiendas, hacen demagogia cada 4 años, y en cada elección, hablando del desarrollo de la región, prometiendo cambiar la matriz productiva, transformar el  modelo extractivista y mono exportador, pero la verdad es que ninguno se plantea enfrentar a las trasnacionales y a los grandes grupos económicos, los que verdaderos dueños de Antofagasta y el país, los responsables de perpetuar la cadena de dependencia, y profundizar el saqueo y el sacrifico de la región”.

“Ni siquiera se atreven a hablar contra el subcontrato, la dictadura de las horas extras de donde salimos rotos, las jornadas excepcionales donde dejamos la vida para que se enriquezcan unos pocos. Y es que en última instancia, somos nosotros, los que controlamos las palancas de la economía y los que generamos las riquezas del país. Y somos nosotros los que podemos dar vuelta la tortilla”.


 

Print Friendly, PDF & Email
Compartir

Acerca del autor

Deja tu respuesta

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com