[Opinión] No más empresas de papel

0

Por: Alfonso Sánchez D. Presidente Cámara Chilena de la Construcción Calama


Como gremio estamos comprometidos con el desarrollo de nuestra comuna y provincia, por ende, nos mostramos abiertos a asumir nuevos desafíos, pues comprendemos que nuestras empresas deben sumarse a ellos para ser parte de los cambios que exige el futuro. Y si de mirar hacia adelante se trata, tenemos el deber de hacerlo con la sustentabilidad como soporte.

Lamentablemente, y a pesar de nuestra voluntad, no podemos desconocer que existen problemáticas cuando se trata del desarrollo de proyectos de Energías Renovables No Convencionales, ERNC, pues a pesar de sus evidentes garantías de fondo, se desarrollan bajo cuestionables prácticas, de las que muchas empresas de nuestra región están siendo víctimas.

Es más habitual de lo que parece que venga una mandante extranjera desconocida, y termine siendo de papel. Puede parecer una exageración, pero somos testigos de que sucede, pues las hemos visto llegar y desaparecer rápidamente sin dejar rastro, para luego volver a escena con otros nombres. Es tal el descaro, que incluso ha sucedido que se repiten los representantes, sin que exista temor alguno a asumir deudas. Si esto pasa, es porque saben que hasta ahora nadie hace nada.

Somos enfáticos en el “hasta ahora”, porque justamente nuestro llamado es a que los organismos pertinentes se comprometan con cambiar esta peligrosa realidad. Hoy existe un evidente abuso en la posición dominante de estas empresas, que además de generar malas condiciones en sus instalaciones y entornos, presentan serias deficiencias e irregularidades en sus pagos, escapando con frecuencia a los plazos establecidos.

Nosotros en cambio, nos empeñamos en dar cumplimiento cabal a todo lo que nos exige la normativa y estamos sometidos a permanentes fiscalizaciones. Es por esto mismo que no podemos comprender que el proceder, extremadamente negligente de otros, pase desapercibido, dejando en evidencia lo asimétrica que es una relación contractual que beneficia siempre al más grande.

Hoy lo ponemos en alerta, porque además de afectar la sostenibilidad de nuestras empresas, está mermando los deseos que tenemos de innovar y asumir un rol protagónico en otros rubros. Mucho se habla de diversificar la matriz productiva, pero lo mínimo que esperamos es que quienes se decidan a hacerlo, no vean en riesgo su continuidad administrativa.

Tristemente tenemos conocimiento de que esta situación también se ha vivido en otras comunas de nuestro país, lo que nos lleva a solicitar encarecidamente que exista mayor fiscalización. Necesitamos que se filtre de mejor modo a estas empresas, para que haya un conocimiento real de su forma de operar, su historia, trayectoria, y también sobre cómo dan cumplimiento a normativas laborales y de seguridad.

Necesitamos que cumplan con todo lo que nos exigen a las empresas nacionales para operar: en lo tributario, en las condiciones de seguridad, higiene y salud ocupacional. Si esto no se concreta, difícilmente podamos involucrarnos con un desafío tan relevante, como lo es la generación de energías renovables en la Región de Antofagasta, al menos en la etapa de construcción.


El contenido expresado en esta columna de opinión es de exclusiva responsabilidad de su autor y no representa necesariamente la visión ni línea editorial de Poder y Liderazgo.


 

Print Friendly, PDF & Email
Compartir

Acerca del autor

Comments are closed.

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com