Región de O´Higgins: Las dudas que instala el actuar del Fiscal Moya en el “Desastre de Rancagua” tras recurso de Emilio Elgueta

1

Defensa del ministro Emilio Elgueta, actualmente acusado y suspendido por una serie de irregularidades al interior de Corte de Apelaciones de Rancagua, se hizo parte del recurso de protección impulsado por el fiscal Carlos Palma en contra de su par Sergio Moya, que instala una serie de dudas respecto de la forma en que se ha investigado el mediático proceso que involucra a tres magistrados y una serie de casos de relevancia nacional


El próximo viernes 21 de junio de 2019 habrá un hito más en la historia de las presuntas acciones de corrupción con epicentro en el Poder Judicial en la región de O´Higgins, ya que se dará a conocer la sentencia del Pleno de la Corte Suprema respecto de la investigación administrativa que la instructora Rosa María Maggie, desde el 3 de diciembre del año pasado, lleva en contra de los ahora suspendidos ministros de la Corte de Apelaciones de Rancagua Emilio Elgueta, Marcelo Vásquez y Marcelo Albornoz.

Paralelamente, se han ido sumando otras aristas a las inicialmente conocidas investigaciones tanto en la Corte Suprema y la mediática causa a cargo de los ahora suspendidos fiscales Emiliano Arias y Sergio Moya.

Se trata del recurso que presentó la defensa del Ministro de la Corte de Rancagua Emilio Elgueta contra el fiscal Sergio Moya por los delitos de obstrucción a la investigación y omisión de denunciar, acción que viene como respuesta al que pareciera ser el proceder “poco transparente” de Moya, quién ahora fue suspendido de su cargo por el Fiscal Nacional Jorge Abbott debido a uno de los sumarios administrativos, esto respecto a cuestionamientos en el resguardo de la cadena de custodia de las pruebas en la investigación en contra de los jueces antes mencionados. (Revisa el Recurso Aquí)

Otro aspecto que siembra dudas en torno a todo este enjambre de imputaciones, es la presentación que el mismo Elgueta efectuó en el Recurso de Protección presentado por Moya en contra del Fiscal Carlos Palma, quién allanó la casa del fiscal Moya encontrándose nada menos que discos duros, pendrive, tarjetas de memoria, teléfonos de los abogados y evidencia de la causa seguida contra los tres ministros de Rancagua.

Dentro del contexto, también está la incautación a Moya de un par de lentes ópticos de marco negro -muy parecidos a los que habitualmente ocupa el hoy suspendido fiscal- pero con una llamativa diferencia: un dispositivo que puede grabar imágenes y audio durante 75 minutos, cuyo contenido se almacena a través de un puerto USB y tiene un alcance de tres a ocho metros.

Por este y otros aspectos que, según Elgueta, dicen relación con irregularidades en el allanamiento de su despacho (donde se encontraron objetos relacionados con prácticas de vudú) se traen a la memoria el rol de Moya en otros casos emblemáticos con manipulaciones a la realidad como fue en el caso Huracán.

A medida que pasan los días y que la investigación avanza, se suman dudas debido a las  inconsistencias e irregularidades encontradas en la manera en que Moya actuó al momento de realizar la investigación, incluyendo, por ejemplo – de acuerdo al mismo escrito presentado por Elgueta – falsedades respecto al inicio de la investigación.

Dato no menor si consideramos que el Fiscal Moya declaró que comenzó los seguimientos de las supuestas irregularidades realizadas por los ministros a partir del año 2015; pero la investigación señala que esto comenzó efectivamente a mediados de 2018, justificando la idea de mentir o al menos omitir información por parte del suspendido fiscal. Y suma y sigue otra denuncia, donde se le vincula con “ofrecer beneficios extra carcelarios a personas si testificaban en contra de los ministros”; al más estilo Hollywood, pero algo que la ley chilena no permite.

De confirmarse las supuestas malas prácticas realizadas por Moya, el impacto sería muy relevante, porque se confirmaría que, en el umbral más bajo de las consecuencias, hay profesionales en cargos públicos de vital importancia en la fiscalía que buscan más titulares que justicia; mientras que en lo más alto de las sospechas, toma fuerza las declaraciones de Elgueta cuando dice que esto es un montaje para alejarlo de causas emblemáticas para la Fiscalía de Rancagua como son los casos CAVAL, ELÉCTRICAS y de los SACERDOTES, para llevarlas a ministros más cercanos a los intereses de la fiscalía.

Lo del impacto mediático, además, suena plausible debido a constantes filtraciones anónimas de documentos a manos de la prensa; en tiempo que muchas carreras públicas se han construido sobre la base de titulares y recuerda a los mejores tiempos de Diputados que anunciaban querellas contra quienes resulten responsables pero que nunca realizaron un proceso para concretarlas, o de funcionarios que se enojan en horario prime sólo para aparecer en noticiarios “mostrando su compromiso con la justicia” pero en efectos prácticos no generan ningún cambio.

En este sentido, no es menor tampoco la decisión de los nuevos fiscales de la Fiscalía Sur (que reemplazaron a Moya por orden del Fiscal Nacional Jorge Abbot), estén pidiendo dejar sin efecto la solicitud de formalización al alcalde de Rancagua por enriquecimiento ilícito solicitada por el suspendido Moya, debido a que – según fuentes del caso – no existían antecedentes suficientes en el expediente para llevar a cabo la formalización del alcalde Soto.

A lo anterior, recordar que el suspendido Fiscal Jefe de la región de O´Higgins, Emiliano Arias, impulsó un juicio abreviado en el marco del caso CAVAL para Herman Chadwick, que a la postre fue condenado a 100 días de presidio, el pago de multas por 150 millones de pesos y la “inhabilitación absoluta perpetua para derechos políticos y suspensión del cargo público durante el tiempo que dure la condena”, además de las accesorias de “inhabilitación especial absoluta para desempeñar el cargo de síndico por el lapso de ocho años”.

Esto solo en temas con sustento en procesos legales y sin hacerse cargo de los rumores de pasillos, en los que resuena que esta situación es sólo el resultado de rivalidades entre los hombres fuertes de la fiscalía debido al ego de ambos; cuyo resultado inminente es que se pervierta el ya frágil prestigio de la justicia rancagüina, sobre todo en casos emblemáticos como los que le tocan ver al ministro Elgueta.

De esta forma, el próximo viernes la Corte Suprema se pronunciará, en medio de las dudas entorno a la forma y fondo de cómo se realizó realmente la investigación sobre uno de los episodios de mayor corrupción que han afectado al Poder Judicial chileno, con implicancias políticas, económicas y judiciales por la gran cantidad de actores que han aparecido en escena en cada nueva indagación.


¿Quién es quién?… Los Protagonistas del “Desastre de Rancagua”


 

Print Friendly, PDF & Email
Compartir

Acerca del autor

1 Comentario

  1. Acá en Chile debe ser el único país del mundo donde la corrupción esta legalizada, en primer termino nosotros somos los primeros culpables por elegir y reelegir a políticos corruptos que están financiados por estas grandes empresas como enel, aguas andinas, autopistas , operadoras de tv cable, etc. etc. por lo mismo extrañamente nunca estos “honorables” sacan la voz por la gente, salvo en este caso de los medidores “inteligentes” que ha sido mediáticamente sacado a colación, claro que esto ocurrió principalmente por el triste papel de estos congresistas que firmaron un papel sin si quiera saber de que se trataba, claro que ellos están acostumbrados a no cuestionar ni revisar nada que tenga que ver con esas empresas, con esto queda demostrado que efectivamente en su gran mayoria son financiados por estas.Ojala que la gente no olvide todos estos abusos y en las próximas elecciones no voten por ninguno de los representantes del duopolio corrupto (chile vamos-nueva mayoria).
    NO + AFP ; NO + ISAPRES ; NO + ABUSOS ; NO + PLUTOCRACIA NO + FISCAL MOYA ; NO + GOBIERNOS DEL DUOPOLIO CORRUPTO y NO + FFAA

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com